Zapatos de Seguridad

Con independencia del sector o empleo del que estemos hablando, existirán una serie de riesgos laborales que deben ser estudiados. Ante ellos, se habrán establecido medidas que tienen por objetivo evitarlos y/o minimizarlos en el caso de que se terminen produciendo.

Una de las medidas de prevención que siempre se recomiendan es utilizar buenos zapatos de seguridad.

¿Todavía no sabes que es el calzado de seguridad, los riesgos ante los que protege, y porque deberías usarlo? Estas preguntas, y otras tantas, van a ser resueltas a continuación.

¿Qué es el calzado de seguridad?

Lo primero que nos debe tener claro es que el calzado de seguridad no es cualquier calzado que nos podamos poner para trabajar. A la hora de acceder a nuestro empleo, existen 2 tipos de calzado:

  • Calzado laboral/profesional: es el tipo de calzado que se emplea en un sector, como podrían ser los zuecos en el ámbito sanitario o el calado que usará un camarero. Aunque si bien es cierto que podría dar una cierta cobertura ante ciertos daños, la normativa UNE-EN ISO 20347 establece que el calado profesional no dará protección contra impactos y compresiones.
  • Calzado de seguridad: en cambio, los zapatos de seguridad se regulan según la norma UNE-EN ISO 2035 y esta sí que establece que debe proteger al pie ante los riesgos que se puedan llegar a dar.

¿Qué características debe cumplir el calzado para estar considerado como zapatos de seguridad?

Existen varios criterios, pero estos 3 son los más importantes:

  • Deben tener topes de seguridad, ya que estos elementos resultan claves a la hora de dar protección a la zona delantera del pie. Esto es a lo que se llama punta de seguridad y puede estar diseñada tanto en acero, como en otros materiales que no sean tan pesados.
  • Se establece que deben conseguir una protección contra impacto que sea de un mínimo de 200J.
  • También debe dar una protección contra la compresión con cargas de, como mínimo, 15 KJ.
  • Otra de las claves que debe cumplir para estar considerado como zapato de seguridad cualquier calzado es conseguir una óptima resistencia al deslizamiento.

¿De qué riesgos protege el calzado de seguridad?

Algunos empleados se quejan de tener que llevar zapatos de seguridad, cuando lo cierto es que podría llegar salvarle de graves lesiones y secuelas. Estos elementos forman parte del equipo de protección individual (EPI) que los empleados están obligados a llevar por ley, y que dependerán de las características de cada oficio y sector.

Puede que en el entorno laboral estemos sometidos a suelos resbaladizos, que trabajamos con cargas elevadas que puedan caer en nuestros pies, que estemos expuestos a descargas eléctricas, a salpicaduras químicas, a golpes en el talón, entre oros riesgos.

Precisamente, lo que hacen los zapatos de seguridad es evitar que estos riesgos ocurran. Sin embargo, por mucho que se planteen, los accidentes pueden ocurrir en cualquier momento. Por ello, otra de las funciones de los zapatos de seguridad es minimizar los daños en el caso de que se produzcan.

Para determinar la protección que nos está dando el zapato de seguridad en cuestión es necesario recurrir a la normativa que los regula, la EN 20345. Existen algunos símbolos que clasifican los diferentes zapatos de seguridad en función del grado de seguridad que nos ofrezca.

Norma UNE-EN ISO 20347

Esta normativa comprende aquellos requisitos básicos o adicionales que debe cumplir el calzado profesional que no se ha expuesto a ningún riesgo mecánico (ni de compresión, ni de impacto).

Norma UNE-EN ISO 20345

Aquí se incluyen los requisitos básicos para el calzado de seguridad de uso genérico. La norma regula los zapatos de seguridad que persiguen minimizar los riesgos mecánicos, térmicos, ergonómicos, consigue una buena resistencia al deslizamiento, etc.

¿Cómo elegir zapatos de seguridad?

Existen muchos tipos de zapatos de seguridad, y cada uno de ellos tiene sus propias características y particularidades. Si necesitas algo de información para saber cómo elegirlos, aquí tienes algunas indicaciones que te pueden resultar de interés:

Punteras

Las punteras son un componente clave del calzado de seguridad. En el caso de que recibamos algún tipo de golpe en dicha zona, la puntera evitará que se pueda trasladar a nuestros pies.

Es importante apostar por un tipo de puntera que sea resistente al impacto en caída libre. En el caso de que trabajemos en la obra, es crucial que la puntera se haya diseñado en un material que esté debidamente protegido, como es el caso de los refuerzos de acero.

Impermeable

Otra de las características que deben cumplir los mejores zapatos de seguridad es ser impermeables al agua, a disolventes, así como a determinados productos químicos.

Deben haber sido diseñados con un material que evite que pueda penetrar líquido en el interior.

Antiadherencia

Son muchos los trabajos en los que, por mucho que se intente que las superficies no estén mojadas, se puede producir un accidente en cualquier momento. Esto es habitual tanto en el ámbito médico, como en la hostelería.

Por eso, es muy interesante que los zapatos de seguridad cuenten con una suela antiadherente que permita evitar más de un resbalón, especialmente si se trabaja en superficies resbaladizas.

Plantillas

Muchas veces cometemos el error de centrarnos únicamente en la estructura de la zapatilla, y se nos olvida algo muy importante, la plantilla: las zapatillas de seguridad deberían contar con plantillas metálicas para conseguir una óptima protección ate cortes, caídas e impactos.

Tipo de protección

Los zapatos de seguridad se deberían elegir teniendo muy presente la actividad que llevas a cabo, así como las características del lugar de trabajo. Por ejemplo, no elegirás los mismos zapatos para trabajar en una enfermería que para trabajar en un taller.

Amortiguación

Elige un modelo que cuente con los refuerzos correspondientes como para darte la protección ante impactos que buscas. Es crucial que sea ligero, que se adapte a tus movimientos y que distribuya tu peso de forma uniforme.

Y no te olvides de revisar los cordones: estos deben darte la sujeción firme necesaria para que los zapatos se mantengan siempre en su sitio.

Duración

Elige siempre zapatos de seguridad que se hayan diseñado con materiales resistentes, tanto al uso, como al paso del tiempo (como cuero o sintéticos). Además, revisa que sean materiales transpirables y que resulten fáciles de limpiar.

Ya estás preparado/a para hacerte con los mejores zapatos de seguridad del mercado.

Última actualización el 2020-11-25 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados